Busqueda Avanzada
Buscar en:
Título
Autor
Poesía
Todos
Ordenar por:
Mas recientes
Menos reciente
Más vistas
Defecto
Poema
Categoría: Ilusión

El patio de las golondrinas

EL PATIO DE LAS GOLONDRINAS En una calesa tirada por cisnes pasea como un armiño adorado la chica de las camelias. La chica de las camelias se llama Ainara y va sembrando tras sus pasos pétalos de dalias. ¡ Ainara, Ainara, correo de sueños y canciones ! Desde que ha salido el sol no ha dejado de dar vueltas en torno al surtidor de colores que juega con el estanque. Un deseo tiene la niña que le relaja y que le altera el ánimo.. En los adoquines del suelo se refleja la luz. Los apliques son de forja y las enredaderas sueñan. Si las estrellas descansan o la luna duerme la siesta no importa: el patio es un ramillete de golondrinas alborotadas, un jardín florido y encalado, de recuerdos y nostalgia. La chica de las camelias canta con garra y en su tonadilla el viento eleva dos plumas blancas. En el patio del surtidor hay aleros de madera donde las golondrinas trenzan sus nanas y narran cálidas historias de tiempos lejanos. El patio es calina y arena, un tendedero de palomas blancas, un rumor de mar que fluye en las caracolas huecas. Golondrinas que traen en su atuendo briznas de sal, otro sol y otra luna. Este es el patio de las emociones a cuya ventana también asoma una lágrima profunda y una sonrisa viva. La chica de las camelias se llama Ainara y va dibujando tras su vuelo parábolas cónicas. ¡ Ainara, ainara, posada de caminantes y peregrinos ! Algunas tardes su voz pasea entre los niños, que juegan y sueñan con los pimpollos de algunas campanillas que se abren en música de fiesta, de colorido o de risa. La luz es la quilla de este barco que navega primaveras. Los nidos que cuelgan de los aleros son de barro, como las manos de estos niños, como el corazón que se asoma a la ventana; de barro. como los impulsos de los mayores; nidos de barro donde se refugian cuerpos frágiles, donde descansan miles de secretos de ultramar, donde saborean las mieles de sus amores. Nidos y nidos sin número en el barrio de la alegría. Las golondrinas son humildes y sencillas, y este patio es su paraíso en el que juegan con sus picos y con sus alas: una platea donde se disfrazan en globos y corazones. Suben muy alto y a veces bajan casi al ras del surtidor; liban el aroma de los niños y se llevan el color de las flores en su pecho rojo: El azul del cielo son las dovelas que sostienen el portal de sus vuelos, acrobacia de vértigo y curvas. El patio de las golondrinas es un rincón de ensueño donde la chica de la calesa orea sus bucles negros. Y allí están las golondrinas, absortas, haciendo con bucles negros el lecho de sus nidos. En el patio de las golondrinas nace una oración para que esa calma que despiden inunde su alma de paz y amor. Ella ama este claustro y estas golondrinas, ama esta nube de náyades que arrastra su ilusión entre bromas y risas. En el patio de las golondrinas creció desde niña como las madreselvas detrás de los sueños, y se dejó llevar como los copos por el viento, uniendo parábolas y elipses. soñando con volar. La chica de las camelias fue un barquito que trajeron las olas. ¡ Ainara, Ainara, gracejo de abalorios y rapsodas ! barquito que vaga navegando a la deriva, aleteando, aleteando, desde el sur.
Datos del Poema
  • Código: 361265
  • Fecha: 28 de Febrero de 2013
  • Categoría: Ilusión
  • Media: 6.67
  • Votos: 36
  • Envios: 0
  • Lecturas: 1,232
Datos del Autor
Nombre: angel maria andueza
País: EspañaSexo: Masculino
Fecha de alta: 06 de Abril de 2003
Ver todas sus poesías
Comentarios


Al añadir datos, entiendes y Aceptas las Condiciones de uso del Web y la Política de Privacidad para el uso del Web. Tu Ip es : 34.229.151.87

0 comentarios. Página 1 de 0
Tu cuenta
Boletin
Estadísticas
»Total Poesias: 99,627
»Autores Activos: 4,260
»Total Comentarios: 47,522
»Total Votos: 9,266,099
»Total Envios 159,596
»Total Lecturas 142,892,756

© HGM Network S.L. || Términos y Condiciones || Protección de datos